Por qué no deberías dejar un voladizo en un techo de lámina galvanizada

Cornisas en techos de lámina: Consejos imperdibles para la construcción

Por qué no deberías dejar un voladizo en un techo de lámina galvanizada

Sea para un techo de lámina galvanizada o Multipanel lo mejor es comprender el riesgo de las cornisas o voladizos

Venta y precios de Láminas Galvanizadas

MÁS DE 30 AÑOS SIRVIENDO A NUEVO LEÓN

Los techos son un elemento común en cualquier construcción, y sin importar su variación y forma, existe una regla común que comparten entre ellas: La distancia de los voladizos

En la actualidad, si bien existen métodos ingeniosos que logran lo imposible, comprender el riesgo de una cornisa o volado es fundamental, sobre todo porque pueden poner en riesgo la estructura. 

Por esa razón, en este artículo abordaremos todo lo que se debe conocer sobre por qué no se debe dejar un volado en techos con lámina galvanizada, y qué hacer en caso contrario de hacerlo, además de cómo optimizar la dimensión de los volados

¿Qué es un voladizo o cornisa en la construcción?

Una cornisa o también conocida como voladizo o ala/alero, es un elemento arquitectónico que se apoya sobre una fachada o vigas estructurales, y son estos sobrantes de lámina que sobresalen de las fachadas, el inicio de lo que se denomina cornisa. 

Por lo general, los voladizos son estructuras que sobresalen sin ningún apoyo, aunque existen casos donde tienen refuerzos exteriores como serían los pilares o columnas, aunque este no es el caso de los techos con laminado. 

Estas cornisas tienen el propósito de redirigir el agua y nevadas a una vertiente específica del techo, así como evitar que el frío acceda al espacio del techo en sí.

3 razones para no tener un voladizo pronunciado en tu techo galvanizado

La tarea principal de un voladizo es proteger la casa, así como a los habitantes de las inclemencias del sol y la lluvia. Por eso su uso es frecuente, aunque las dimensiones y estructura están sujetas a las condiciones climáticas propias de la región. 

Por lo general, estos voladizos se diseñan a base de la experiencia del maestro de obra, no obstante, muchas veces los propietarios desean una dimensión que no es realista, ya sea con el fin de una estética mejor o para abaratar costos. 

En estos casos, especificaremos 3 razones simples para no dejar una cornisa en techos de lámina, y las consecuencias que ocasiona a futuro esta mala decisión. 

La Bodeguita Láminas distribuidores de aceros galvanizados y láminas

1.- Una cornisa en techos de lámina se puede doblar  

Cuando la cornisa tiene un alargamiento más de lo recomendado, se tiene el riesgo de que este material se doble, dado que se desconoce cómo va a actuar la lámina ante cualquier fuerza o carga de más. 

2.- Cornisas muy pronunciadas tienden a deformarse

Al tener un vuelo muy pronunciado, esto puede ocasionar que el material se flexione (doble) en ambos sentidos, ya sea por fuertes vientos, nieve o por el peso de una misma persona durante su mantenimiento o construcción, ocasionando una deformación y una mala estética en el techo de lámina.

3.- Una cornisa sin refuerzo puede ocasionar que el techo salga volando

Los voladizos en techos de lámina son un riesgo de seguridad a futuro, ya que ante cualquier viento, especialmente huracanes, puede arrancar y separar el techo y su cubierta de la casa, lo que puede ser un peligro para la comunidad y los propietarios. 

Además, hay que considerar que solventar estos inconvenientes suelen ser sumamente costosos, puesto que implicaría reparar cualquier daño a la estructura de la casa, adicional a construir nuevamente el techado desde cero. Los costos incluyen gastos de mano especializada, materiales y alquiler de vehículos especiales para remover los escombros del techo. 

Variaciones de voladizos en techos de lámina galvanizada

Todas las cornisas vienen con dos diseños específicos: Voladizo lateral o frontal. Ambos tienen un propósito diferente dentro de la construcción, que fácilmente puede distinguirse a simple vista. 

  • Cornisa frontal

Protege la pared frontal de una construcción, y suele identificarse por su forma triangular. Este tipo de techo genera una cornisa con dos vertientes, cada una ubicada a cada lado de la casa (parte frontal).  

Para construir este tipo de cornisa se debe llevar barras transversales, perpendicularmente a las vigas principales y muros perimetrales.

  • Cornisa lateral

La cornisa de este tipo de techo se distingue por tener una pendiente más prolongada en ambos lados de la casa. Esta saliente usualmente se utiliza en casas que tengan balcones, y su uso es una desventaja para casas que tengan áticos

Empresa distribuidora de laminas, aceros y perfiles monterrey (1)

Cómo construir volados en techos de lámina galvanizada: Todo lo que necesitas saber

Existen muchos tipos y materiales con el que se puede construir una cornisa, como concreto, vigas de hierro, la combinación de estos, y en este caso, de lámina galvanizada. 

Pero indistintamente de todos estos elementos, el planteamiento es el mismo: La distancia del vuelo de la cornisa debe ser la misma que la distancia que estará sujeta al elemento vertical

Esto es clave en cualquier tipo de cornisa, es por esa razón, que sí el volado va a estar suspendido un metro, la parte que lo sujeta tendrá que tener la misma medida, es decir, un metro. 

Dentro de este mismo orden de ideas, se deben analizar los siguientes planteamientos:

Pendiente

La pendiente es el ángulo que tiene todo techo, y por ende, su cornisa. Esta medida está sujeta por criterio propio del propietario y del constructor, así como de la intensidad de las precipitaciones climáticas de la zona. Sin embargo, existe un rango mínimo y máximo que no se debe sobrepasarse, y estos son los que se detallan a continuación:

Intensidad de las precipitacionesPendiente mínima
Lluvias esporádicas10%
Lluvias moderadas25%
Lluvias torrenciales40%
Empresa distribuidora de laminas, aceros y perfiles monterrey (2)

Colocación del laminado

Los apoyos son los perfiles o barras rectangulares de acero que se utilizan por encima de las vigas principales de una construcción. La función de estos elementos es la distribución de cargas, por eso es que se instalan en sentido opuesto a las vigas centrales.

Es sobre estos apoyos donde van a descansar las láminas galvanizadas, y su espaciamiento no debe sobrepasar la distancia entre estas vigas, también llamadas correas

La clave es que cada extremo de la lámina se apoye en estos perfiles, acorde al tamaño, anchura y largo, de lo contrario puede ocasionar que la lámina se flexione y deforme

Espaciamiento entre apoyos

Los apoyos van a depender del tamaño de la lámina galvanizada, tanto en anchura como en largo. Por esa razón, lo más aconsejable es que se apoye perpendicularmente una lámina con esparcimiento de tres perfiles, siempre y cuando soporte una carga mínima de 30 kg/m2. Si no es así, verificar las medidas del material y determinar a partir de allí el espaciamiento.

*Largo 

m

*Onda 

mm

*Espesor

mm

Apoyos de perfiles

Distancia espaciamiento 

m

1.831001.0, 1.20, 1.75, 1.80 y 2.7030.84
2.441001.0, 1.20, 1.75, 1.80 y 2.7040.76
3.051001.0, 1.20, 1.75, 1.80 y 2.7040.96
1.80761.030.82
2.40761.040.75
3.00761.040.95
3.60761.050.86
1.831771.20 y 1.4530.84
3.051771.20, 1.45 y 2.2031.45
1.831772.2030.84
1.15Teja21.00

*Las medidas del largo, onda y espesor son las medidas del laminado. Considerar el espaciamiento como la distancia entre cada perfil metálico.

La Bodeguita Láminas

 

Logo La Bodeguita Láminas
La Bodeguita Tienda online para comprar aceros, perfiles y láminas galvanizadas

Puntos de fijación por apoyo en láminas

Una buena cornisa depende mucho de sus puntos de fijación, ya que estos se encargan de mantener el laminado en su lugar. Por ese motivo, es que mientras mayor sean las precipitaciones o climas extremos que pueda sufrir la construcción en el futuro, mayor cantidad de fijaciones debe tener.

En cuanto a la cantidad de ondas que debe sobreponerse durante la unión de estos laminados, si se sufre de lluvias esporádicas, traslapar una onda es más que suficiente, pero si se vive en una zona que esporádicamente sufre de vientos huracanados, lo mejor es traslapar dos ondas y fijar en ambas crestas.

Lluvias esporádicas
Tipo de onda*Traslape de laminado
Onda 76 y onda 10001 onda completa
Onda 177½ de onda
Onda Teja½ de onda
Lluvias torrenciales
Cualquiera02 ondas completas*

*Todos los traslapes deben iniciar desde el punto más bajo del valle.

Perforaciones

Las perforaciones siempre debe realizarse con una broca mayor al diámetro del tornillo, por lo menos de ⅛ de pulgada. Es importante, además, fijar respetando la altura propia de la onda, es decir, debe atornillarse cómodamente y sin presionar excesivamente de más. 

¿Por qué se debe dejar este espacio? Ante los cambios de temperatura el material se va a dilatar, por eso es que debe dejarse un margen de espacio para que el tornillo se fije bien a la lámina. 

«Diámetro de broca= Diámetro del tornillo de fijación + ⅛” dilatación». 

Traslape longitudinal y transversal

Como se mencionó con anterioridad, el traslape es la montura de las ondas de los laminados entre sí, que en términos sencillos es montar una lámina sobre otra lámina. 

Este traslape puede ser transversal o longitudinal, es decir, de lado o desde en los extremos inferiores, y su posicionamiento dependerá del material y el clima.

Posicionamiento

Traslape

Traslape longitudinal

0.15 m (min)

Traslape transversal

2 ondas (condiciones severas de lluvia)

Empresa distribuidora de laminas, aceros y perfiles monterrey (3)

Vigas perdidas para reforzar los volados

Estos son elementos estructurales que se usan para reforzar salientes, conocidas como cornisas, con el fin de dar mayor seguridad y soporte, sobre todo en cornisas que sobrepasen la medida recomendada de seguridad. 

En caso de construir salientes pronunciadas, estas vigas metálicas se instalan como un armazón debajo del laminado. 

La Bodeguita Tienda online para comprar aceros, perfiles y láminas galvanizadas

Calcular las cargas del volado, lo complejo

Una cornisa resistente al tiempo dependerá de lo bien proporcionado que están las cargas del techo. Las cargas, si se recuerda bien, son los esfuerzos generados por la presión generada por la lluvia, viento y nieve sobre esta superficie. 

Además, al tratarse de un material ligero, es importante garantizar que las cargas que provengan de abajo no mueva el laminado. Por supuesto, estos elementos y el cálculo de las estrategias energéticas dependen de un ingeniero o personal capacitado; pero, ¿qué aspectos se deben considerar para una cornisa segura y resistente? 

Considerar la ventilación, drenaje y estilo del proyecto

 

  • El ingeniero debe elegir la época más cálida para construir, sobre todo porque se trata de un material que se dilata fácilmente, y dentro de estos cálculos debe medir el coeficiente de compresión térmica
  • El estilo visual de la saliente dependerá del posicionamiento de los canalones, por eso es que se debe hacer con antelación un bosquejo.
  • La ventilación también es un factor fundamental, ya que si la cornisa es muy pequeña puede originar filtraciones de agua al sistema.

  • Es importante aislar todas las paredes externas que tienen contacto con la cornisa, sobre todo en zonas con muy bajas temperaturas. Esto permite que no se escape el calor por debajo del voladizo. 

La Bodeguita Láminas

 

Logo La Bodeguita Láminas
La Bodeguita Tienda online para comprar aceros, perfiles y láminas galvanizadas

Recomendaciones para cornisas en techos de lámina

Si bien no es recomendable los voladizos en techos con lámina galvanizada, existen opciones que permiten una instalación segura, sobre todo cuando no hay columnas donde puedan apoyarse. 

De igual forma, es importante recalcar que estos cálculos y medidas deben ser garantizados por un constructor. La estética no debe pasar por encima de la seguridad y calidad del trabajo, con eso en cuenta detallamos algunos consejos para la construcción de una cornisa con lámina galvanizada. 

  • Medida máxima de la cornisa

La cornisa suele tener distintas sobresalientes, todo depende de las necesidades de la obra, pero lo más recomendable es no más de 200 o 300 mm (20-30 cm), ya que no se sabe cuánto puede aguantar una lámina en voladizo sin ningún soporte.

  • Distancia cornisa = Distancia de sujeción

Al no tener vigas de apoyo y reforzamientos, se debe sí o sí tener la misma distancia entre el vuelo y la parte que estará incrustada en el techo

Esto significa, que si el material suspendido tiene dos metros de separación de la pared, esta distancia tiene que ser la misma en el laminado que está sujeta al techo. No obstante, esta es una regla que no toma en cuenta a todos los laminados, sobre todo a los que son delgados y que se doblan con facilidad. 

3G Aceros y Láminas La Bodeguita Monterrey
  • Coloca refuerzos para que la estructura sea resistente

En la construcción existen formas creativas para resolver problemas estructurales, aunque suelen ser costosas y elaboradas. Sin embargo, si se tiene el presupuesto, una opción sería instalar tubos estructurales o perfiles metálicos que vayan desde un extremo a otro, así como perfiles (correas) fijadas mediante soldadura. 

Como medida última adicional de reforzamiento, entre los bordes de la lámina instalar refuerzos metálicos para hacer una mejor distribución de las cargas.  

Algunos suelen usar madera para rebajar costos, cualquiera es una buena opción, la diferencia entre ambas es el costo. Los refuerzos de madera pueden ser baratos, pero tienden a desgastarse con el tiempo, además que son susceptibles a bichos. 

  • Mantenimiento 1 o 2 veces al año

Algunas personas desconocen que los volados requieren de mantenimiento, por lo menos una o dos veces al año, e incluso más si se vive en una zona boscosa. 

La razón se debe a la gran cantidad de material biodegradable que se acumula en el techo, y que impiden un buen desempeño de los canalones del techo. 

Esta falta de mantenimiento impide que el agua corra por las vertientes del laminado, aumentando la posibilidad de sufrir daños por filtraciones, además de generar caídas de agua debajo de la casa, que puede resultar incómodo para sus habitantes.

¿Cómo realizar mantenimiento?

Con una escoba de barrer de cerda suave, y en caso de presencia de moho se puede usar paños humedecidos con detergente neutral

Es importante no olvidar revisar el estado de las fijaciones: Capuchón y tornillos. En caso de estar vencidas o deterioradas se deben reemplazar.

Además, al tratarse de un material liso, por seguridad se debe usar tablones durante este proceso de mantenimiento; esto evita cualquier riesgo de caída.

  • Qué es mejor: ¿Tornillos autoperforantes o vigas perdidas?

Estos dos materiales son igual de recomendables, la única diferencia de ambos es la efectividad a largo plazo

Los tornillos autoperforantes son excelentes para mantener fijos las uniones entre laminado, pero del resto no es un material que ofrezca buena estabilidad ante deformaciones del material. 

En el caso de las vigas perdidas o de soporte, si bien es cierto que estéticamente no son atractivas, son resistentes. Además, con un buen diseño permiten un buen acabado visual, y no solo eso, también son un material que al no estar en constante directo con el agua, ya que se instalan debajo del laminado, su durabilidad con el tiempo es alta

La combinación de ambas dan mejor resultado…

Los tornillos y los soportes al usarse en conjunto propician a largo plazo un mejor resultado, no solo en seguridad, sino que permiten el uso de una cornisa de forma más eficiente. 

El propietario puede permitirse una cornisa (saledizo) que se suspenda por más metros cuadrados, y que pueda rodear toda el área del techo. 

Empresa distribuidora de laminas, aceros y perfiles monterrey (2)

Aplicaciones y usos de las cornisas en techos laminados

Como se sabe, la cornisa es el elemento horizontal que sobresale de un techo, y rodea generalmente la parte superior de un techo o pared. 

Las cornisas por lo general están en posición horizontal, pero algunas se instalan con cierta inclinación o pendiente. En cualquiera de sus presentaciones, su uso suele ser con fines de drenar el agua proveniente de la lluvia o nieve, y evitar que esta caiga directamente sobre las paredes externas. 

Otro también suele ser decorativo, para dar nivel arquitectónico a una obra, por eso es que se usa mucho en los frentes de una casa, puertas o ventanas. 

Venta y precios de Láminas Galvanizadas

MÁS DE 30 AÑOS SIRVIENDO A NUEVO LEÓN

MARTIN

LLAMA A MARTIN

Asesor de ventas

!
JULIO

LLAMA A JULIO

Asesor de ventas

!

LLAMA A YARESI

Asesora de ventas

!

¿En conclusión? Costosos pero valiosos

Con todo lo anterior descrito, sin duda queda en evidencia que las cornisas (chaperón) son un elemento arquitectónico importante dentro de los techos. Su uso permite resguardar las paredes exteriores de la humedad excesiva, y formaciones de moho. 

Si bien estos resaltes (cornisas) son costosos de construir, es una inversión a futuro, sobre todo junto a 3G Aceros Monterrey, ya que se protege los materiales que diariamente están sometidos a estas inclemencias (sol y la lluvia), como serían las ventanas, puertas, áticos, pintura y revestimientos de paredes. 

Resumen
Por qué no deberías dejar un voladizo en un techo de lámina galvanizada
Nombre del artículo
Por qué no deberías dejar un voladizo en un techo de lámina galvanizada
Descripción
Sea para un techo de lámina galvanizada o Multipanel lo mejor es comprender el riesgo de las cornisas o voladizos
Autor
Publisher Name
3G Aceros
Publisher Logo

Enviar comentario